China advierte a EE.UU. contra el despliegue de misiles en la región de Asia y el Pacífico

China advirtió que tomará "contramedidas" si los Estados Unidos despliega misiles terrestres en la región de Asia y el Pacífico, como anunció este fin de semana el secretario de Defensa estadounidense, Mark Esper, quien aseguró que es posible hacerlo tras la retirada de Washington del tratado para la eliminación de misiles nucleares (INF) con Rusia

"China no se quedará de brazos cruzados y se verá obligada a tomar contramedidas si Estados Unidos despliega misiles terrestres de alcance intermedio en la región" dijo Fu Cong, director de control de armas del Ministerio de Relaciones Exteriores de China.

Fu pidió a los países vecinos, Australia, Japón y Corea del Sur, "que ejerzan la prudencia y no permitan el despliegue en su territorio".

El funcionario chino dijo que Washington debería reconocer la gravedad que Estados Unidos instale las armas en la "puerta" de China, y recordó la crisis de los misiles cubanos (1962), el conflicto generado a raíz del descubrimiento por parte de Estados Unidos de bases de misiles soviéticos nucleares de alcance medio en territorio cubano.

"Creo que el pueblo estadounidense debería entender los sentimientos de China", agregó Fu.

El pasado viernes, el gobierno de los Estados Unidos abandonó el tratado INF que firmó con Rusia durante la Guerra Fría, e invitó a China a formar parte de "una nueva era del control de armas" que incluya a otras naciones con potentes fuerzas militares.

El secretario de Estado, Mike Pompeo, anunció en un comunicado la retirada oficial de Estados Unidos del pacto después de que, hace seis meses, denunciara el acuerdo -que data de 1987- ante la negativa de Moscú de destruir un misil de crucero que viola las condiciones del pacto, según la versión de Washington.

Australia descartó ayer la posibilidad de que los misiles se desplieguen en su suelo, alegando que ni siquiera se le había pedido que los hospedara.

En tanto, el Ministerio de Defensa de Corea del Sur dijo que no había tenido ninguna discusión con Estados Unidos sobre el despliegue de misiles intermedios.

"Tampoco hemos revisado internamente el tema y no tenemos planes de hacerlo", dijo a periodistas el portavoz del ministerio, Choi Hyun-soo.

El ocaso del tratado INF, considerado una piedra angular de la arquitectura global de control de armas, desató los temores de una nueva carrera armamentística global en una atmósfera global ya golpeada por la escalada de las guerras comerciales de EEUU-China y de Corea del Sur-Japón.

Hoy, Rusia anunció que si Estados Unidos empieza un desarrollo a gran escala de los misiles que el Tratado prohibía, Moscú también lo hará.

"Cualquier amenaza real para Rusia, relacionadas con la retirada de Estados Unidos del tratado INF serán contrarrestadas efectivamente por nuestros medios existentes", advirtió el presidente Vladimir Putin.