El FMI ratificó su respaldo al país, más allá de las elecciones

El organismo considera que el programa implementado está dando buenos resultados­. "Seguiremos apoyando a la Argentina sin importar los cambios políticos", dijo el director de Comunicaciones, Gerry Rice.

El portavoz del Fondo Monetario Internacional (FMI), Gerry Rice, afirmó que el organismo multilateral seguirá "apoyando" a la Argentina "sin importar los cambios políticos" que puedan suceder en las próximas elecciones.

"Seguiremos apoyando a la Argentina sin importar los cambios políticos", dijo el director de comunicaciones durante la tradicional conferencia de prensa que suele brindar en Washington cada jueves por medio.

"Esto es algo normal para el FMI ya que los gobiernos cambian", agregó el directivo al responder una consulta de la prensa respecto a la cuestión electoral en la Argentina.

Sobre las medidas que lleva adelante el gobierno nacional para controlar la inflación y para lograr el déficit cero, Rice dijo que "el plan está siendo efectivo".

"Confiamos en que la aplicación sostenida de las medidas, con el apoyo de la comunidad internacional, va a permitir a la Argentina alcanzar su pleno potencial", enfatizó el vocero, para luego subrayar que el organismo ve "un importante progreso".

Sobre el informe de la misión que visitó el país el último mes, Rice se limitó a decir que "en los próximos días" se conocerán los datos relevados por la delegación encabezada por el italiano Roberto Cardarelli.

Hace exactamente dos semanas estuvo en Buenos Aires una misión del Fondo Monetario, la cual se abocó a revisar la evolución macroeconómica de la Argentina.

Se trató de la tercera revisión que encaró el organismo multilateral dentro del marco del programa stand by suscripto con la Argentina en agosto del año pasado.

La misión encabezada por Cardarelli mantuvo diversos encuentros con representantes de la oposición, también con la cúpula de la CGT, para finalmente cerrar su visita en un encuentro que mantuvo con el ministro de Hacienda, Nicolás Dujovne y el titular del Banco Central, Guido Sandleris.­

Según comentaron fuentes gubermantales, los enviados del organismo expresaron su ``visto bueno'' a la evolución del balance de las cuentas públicas, aunque expresaron sus inquietudes con relación a la evolución del costo de vida.

Efectivamente, la inflación de enero del 2,9% fue un mal dato para el Gobierno y una cifra que soprendió a los técnicos del organismo multilateral, quienes le hicieron llegar a los funcionarios del Gobierno sus ``grandes inquietudes'' acerca de la evolución inflacionaria del país en este primera parte del año.