Sistema Información Simplificado Agrícola: comienza a estar operativo el 1 de noviembre

Habrá un mes de plazo para consultarlo. Incluye un “scoring” de los productores y operadores del sector basado en su cumplimiento tributario.

A partir del 1 noviembre comienza a estar operativo el Sistema Información Simplificado Agrícola (SISA), que va a facilitar y reducir los trámites que tienen que hacer los integrantes de la cadena comercial de granos y semillas.

Este sistema incluye un “scoring” de los productores y operadores del sector basado en su cumplimiento tributario. Durante noviembre, podrán visualizar su precalificación y consultar las inconsistencias detectadas para poder subsanarlas.

Periódicamente se les otorgará una nueva calificación, que les permitirá a partir del 1 de diciembre acceder a los distintos beneficios en función a su conducta fiscal.

Esta calificación, realizada en base al cruce de datos entre AFIP, la Secretaría de Agroindustria, SENASA e INASE, prevé 3 estados posibles. A fin de alcanzar el estado 1 (Riesgo Bajo), será necesario estar al día con los regímenes de información aún vigentes, tales como: TIRE, Capacidad Productiva, RENSPA agrícola, y las Declaraciones Juradas impositivas, entre otros.

Quienes sean calificados en estado 1, recibirán el reintegro total de las retenciones de IVA y no se le aplicarán las retenciones del Impuesto a las Ganancias, por las operaciones de venta de granos.

Es importante que todos los contribuyentes de esta cadena chequeen su situación frente al fisco y cumplan con las obligaciones a fin de poder obtener los beneficios mencionados.

Para poder ingresar al SISA se requiere:

- Clave Fiscal con nivel de seguridad 3, como mínimo.

- Haber registrado y aceptado los datos biométricos.

- Haber informado una dirección de correo electrónico y un número de teléfono particular en el servicio web de “Sistema Registral”.

- Haber adherido y mantener actualizado el Domicilio Fiscal Electrónico

Asimismo, por ser un sistema totalmente online, no hay necesidad de concurrir a ninguna sede de los organismos involucrados.