La UIF elevó los montos mínimos para informar operaciones sospechosas

La UIF elevó de $20 millones a $40 millones el umbral de activo a partir del cual el contador público puede pasar a ser sujeto obligado a informar.

En respuesta a las gestiones realizadas por la Federación Argentina de Consejos Profesionales en Ciencias Económicas (Facpce), la Unidad de Información Financiera (UIF) elevó de $20 millones a $40 millones el umbral de activo a partir del cual el contador público puede pasar a ser sujeto obligado a informar.

A través de la resolución 130/2018, la UIF modificó, a partir del 31 de octubre último, el artículo 2, inciso e), apartado B- i) de la resolución 65/2011, llevando a $40 millones el límite mencionado.

Asimismo, elevó a $8,8 millones la suma que deben superar las transacciones realizadas, tanto por personas físicas como jurídicas, que requieran la documentación respaldatoria del origen de fondos que deben ser certificadas por Contadores Públicos.