El Banco Ciudad estima que el 20% de los fondos del blanqueo se posicionará en activos locales

El Banco Ciudad consideró que el blanqueo de capitales, que alcanzó los u$s 116.800 millones, fue un récord a nivel local y se constituyó en una de las iniciativas más exitosas a escala global, al tiempo que duplicó la base imponible del impuesto a los bienes personales y el 20% de los fondos blanqueados tendería a posicionarse en activos locales.

En un informe, el Banco Ciudad sostuvo que el total de los activos exteriorizados "constituye un récord a nivel local y posiciona también a esta iniciativa como una de las más exitosas a escala global. En comparación con experiencias locales anteriores, el monto exteriorizado superó ampliamente lo que se sinceró en 2013-2015 (u$s 2.595 millones) y en 2009 (u$s 4.692 millones), claro reflejo de una mayor confianza", indicó la entidad.

Agregó que "en tanto, a nivel global, se ubicó como la segunda iniciativa más importante por el volumen de activos exteriorizados, sólo después de Indonesia (u$s 330.000 millones), y la más exitosa medida por la recaudación fiscal obtenida en relación al PBI, equivaliendo los $ 148.600 millones recaudados a 1,8% del Producto Interno Bruto, el doble de lo obtenido en Indonesia (0,9% del PBI), el segundo de la lista".

Advierte que sin embargo, los beneficios asociados al “blanqueo” van más allá del importante volumen de recursos que aportó la recaudación del impuesto especial.

Por un lado, prácticamente se duplicó la base imponible del impuesto a los bienes personales, llevándola desde u$s 116.000 millones a u$s 226.000 millones.

Pero además, una porción no menor de los fondos blanqueados (equivalentes a un 20% del PBI), tendería a posicionarse en activos locales, en un ámbito de mayor estabilidad y búsqueda de rendimientos frente a tasas de interés globales deprimidas, contribuyendo a darle mayor profundidad al mercado financiero y de capitales doméstico, junto con un potencial impulso adicional a la construcción y el mercado inmobiliario.

Aclara el informe que debe tenerse en cuenta que el crédito al sector privado representa actualmente menos de 14 puntos del Producto Bruto Interno (PBI), de manera que con que una parte de los recursos exteriorizados regresaran al país y se canalizaran por esta vía, podría hablarse de la emergencia de un “virtual nuevo sistema financiero argentino”.

Asimismo, informa que "es probable que otra porción importante de los recursos se orienten a la demanda de títulos públicos locales, los cuales se encuentran exentos del pago del impuesto a los bienes personales, favoreciendo de esta manera las condiciones de financiamiento del gobierno nacional durante el gradual proceso de consolidación fiscal previsto para los próximos años".

Finalmente, parte de estos fondos podrían volcarse al mercado inmobiliario local, contribuyendo a dar un impulso adicional a la actividad de la construcción y profundizar el proceso de reactivación en marcha.